Pues no, no soy perfecta!

Pues no, no soy perfecta… pero tú, tampoco lo eres. No podemos serlo, nos encontramos en un estado continuo de convertirnos en algo más. Estamos en un proceso de crecimiento eterno.

Y es ¡tan divertido!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.